Icono del sitio Grafoestudio

Predictibilidad en el Sistema ADF – falseando la teoría

Toda teoría científica debe explicar la realidad y predecir el comportamiento, dadas determinadas condiciones.

Ponemos a prueba el Sistema ADF de si realmente se puede explicar las causas de la escritura por las teorías físicas.

En física – movimiento bidimensional de un objeto.

En el movimiento en diagonal, que en la escritura sería lo que llamamos inclinación, en física se estudia bidimensionalmente cómo la participación de dos vectores independientes, uno horizontal y otro vertical, y aplica para el calculo de su magnitud, trigonometría básica.

Esto implica que en el movimiento en diagonal, hay una fuerza horizontal que empuja hacia adelante, y una fuerza vertical que empuja hacia arriba o abajo según el caso, resultando de estas dos fuerzas la diagonal en que se mueve un objeto.

Estas fuerzas en vertical y en horizontal son independientes la una de la otra, y se calculan mediante seno y coseno del ángulo formado por el movimiento diagonal en relación a la horizontal y la vertical.

Según la teoría de la física habría una relación de seno y coseno entre magnitudes vectoriales bidimiensionales.

En grafología – movimiento inclinado – predicciones.

Llevando las nociones de la física del movimiento bidimensional a la grafología resulta que, ante una escritura inclinada, actúan una fuerza vertical y una fuerza horizontal.

La fuerza vertical es equivalente al seno del ángulo de inclinación. Esto haría que si eliminamos la fuerza horizontal, tendríamos que tener por dimensión o magnitud del movimiento dicho seno. Y lo mismo pasando de vertical a inclinado, la inclinación aumenta la longitud de la trayectoria gráfica equivalente a lo agregado por el coseno de la inclinación producida.

En el caso extremo de pasar a un óvalo aplanado, por la filiformidad de la escritura, la extensión sería equivalente al de la escritura en vertical, puesto que la fuerza es sólo la de uno de los vectores.

Conocer esto nos arrojaría un resultado predecible ante los cambios de escritura, útil a la grafología y a la pericia caligráfica.

La prueba.

Hemos puesto a prueba en un número reducido de casos (15 casos), de personas diestras y en 11 de ellos se cumplió nuestra predicción. Los otros 4 casos fueron afectados por razones que adjudicamos a las leyes de la voluntad de la escritura adquirida de Klages, de la que resulta que quien habitualmente escribe vertical, le es más difícil pasar a escribir inclinado sin dejar la marca del esfuerzo de la modificación que no le es natural o propia.

Conclusión

De aquí resulta también que la predicción se cumplió en el 100% de quienes habitualmente escriben inclinado al pasar a escribir con eje vertical. En los demás casos nos encontramos con el obstáculo de las leyes grafológicas.

De esta forma el Sistema ADF, que pretende ser la teoría que explica lo que sucede a nivel gráfico y predecir la conducta gráfica es sometida a prueba cumpliendo satisfactoriamente sus resultados hasta el momento.

Nuevas interrogantes.

Cómo sirve esta predicción a la pericia caligráfica? Cómo afecta a los aspectos gráficos no atendidos por el falsificador? Y en la modificación de la propia grafía en casos de anónimos?

Cómo afecta a la trayectoria del movimiento este hecho? Cambiando la magnitud del vector, cambia el radio de acción gráfica? Y la fuerza de inscripción se puede ver alterado a partir de cambiar la dimensión del eje?

Cómo afectaría la fuerza gravitatoria a la escritura? Es lo mismo escribir en la tierra que en el vacío? Cómo afectaría la densidad y peso del útil inscriptor?

Es el hombre un microcosmos de lo que sucede en el universo? Ejerce la persona una fuerza similar a la gravitatoria al momento de escribir sobre el útil y el soporte, curvando tiempo y espacio en su propia grafía, atrayendo los movimientos a su centro físico?

Algunas interrogantes que se nos van abriendo con el Sistema ADF

Salir de la versión móvil